El diputado de la Asamblea Nacional por el estado Nueva Esparta, Oscar Ronderos, reiteró este lunes que la nueva Asamblea Nacional “tiene la obligación de ser un vehículo que sea útil para la gente”, y desestimó que sea un espacio donde se dediquen a hacer política sin que esta se traduzca en soluciones concretas para los múltiples problemas que hoy aquejan a los venezolanos. 

Quien ha participado activamente en las reuniones entre el Legislativo y sectores de la sociedad civil, empezando por Fedecámaras, subrayó que el encuentro con el gremio empresarial demuestra que hay intenciones sinceras de abrirse al diálogo. “Esta no es la Fedecámaras de Carmona Estanga ni el Gobierno de entonces”, advirtió. 

El dirigente de Acción Democrática enfatizó en que el Gobierno tiene una oportunidad para avanzar en temas cruciales como el respeto a la propiedad privada para así atraer la inversión extranjera. Se refirió además a que es trascendental que se rescaten los sueldos de los trabajadores:”Hay que hacer un gran acuerdo político para que el salario de la gente pueda llegar a ser un salario que sirva para auto sostenerse”. 

En entrevista con Vladimir Villegas para el programa “Vladimir a la 1” de Globovisión, el representante de la entidad insular aprovechó de cuestionar las sanciones generales que han impuesto desde Estados Unidos hacía Venezuela. Aseveró que si todas son graves por el deterioro que causan en la calidad de vida de los venezolanos, las que van dirigidas al diésel son cruciales porque afectan al transporte público y traslado de alimentos en el país. 

“Estados Unidos se está haciendo un autogol con las sanciones a Venezuela”, suscribió el parlamentario. En este sentido señaló que resulta incoherente que limiten el comercio de empresas norteamericanas en Venezuela, puesto que estos espacios terminan siendo ocupados por firmas de origen ruso y chino. 

Oposición y la necesidad de reencuentro

Al ser consultado por la actual situación de la oposición venezolana, el parlamentario cuestionó que haya dirigentes que solo crean en la unidad si la representan ellos mismos. “Es necesario en la oposición venezolana volvernos a encontrar, para construir una unidad real, de lo contrario estaríamos regalándole al Gobierno todas las gobernaciones”, precisó.